• Web Municipal

  • Web,pinchando aqui

  • + Info Pinchando Aqui

  • COMPRA/VENDE TU CASA AQUI…

  • Escuchame Aqui

  • Web, pinchando aqui

  • Zumaquero Abogados

  • Castillos Hinchables

  • + Info Aqui

  • Ver Facebook Aqui

  • Optica Mar

  • + info aqui

  • HORARIO BUS

  • + info aqui

  • Busca por categorías

  • diciembre 2010
    L M X J V S D
     12345
    6789101112
    13141516171819
    20212223242526
    2728293031  
  • Páginas

Sobre el IV Certamen Nacional de Rapsodas


Acogiéndome al derecho de réplica quiero contestar al señor Álvaro Giménez García, marido de una de las participantes delúltimo Certamen Nacional de Rapsodas Ciudad de Torrevieja, DoñaLuisa Pastor Martínez. Todos sabemos lo que ocurre cuando en un certamen se presentan personas que no sabenasimilar que no sean ganadoras. Empiezan a decir que los seis participantes, de los que solo dos obtuvieron premio,eran muy malas declamando, y que el jurado ha tenido preferencias con el uno y con el otro. También serefiere a la labor desarrollada en el certamen por parte de de Cartolama, asociación que tengo el gusto de presidir, que tieneuna directiva, y que es la organizadora del evento con mi persona, Blanca Santander, a la cabeza.Usted se dirige a mí despectivamente, y le tengo que decir que me gusta la declamación y amo la poesía, pues es partede mi vida y de haber bebido en las fuentes de las mejores actrices de este país.También tengo que decirle que yo también me he presentado a muchos certámenes de poesía de otras ciudades, y deesta, Torrevieja. En algunas ocasiones me han galardonado con el primer premio, en otras con el segundo y en otrasme he quedado sin premio, pero he tenido la gran humildad de echarme a mí misma la culpa. En cambio usted, don Álvaro, porquesu mujer no ha conseguido ningún premio, aunque sí trofeo como todos los participantes, arremete contra mi persona ycontra el jurado. Es cierto, como usted dice, que este certamen se desarrolla en directo y se tiene cara a cara a los concursantesdelante del jurado y de las personas que llenan el teatro, personas en su mayoría de Torrevieja, que también tienen su opinión. La señora Luisa Pastor estuvo bien en la poesía obligada, pero en la de libre elección estuvo muy desacertada, dando ungran espacio al poema, un espacio que nadie entendió, y eso fue su culpa, no del jurado al que usted alude, y queconoce perfectamente las bases del concurso. No le voy a permitir, señor Giménez, que ponga en entredichola formación de dicho jurado, pues cada uno tiene su parcela de conocimiento, y son rigurosamente respetables. No sesaltaron ningún punto a la torera, como usted dice. El señor Raúl Ferrández es reconocido en esta ciudad por sulabor al frente de la escuela de Teatro, y la señora Mari Carmen Montesinos colabora con muchos escritores y tiene una vasta cultura. El señorFernando Guardiola es director de la gaceta cultural Objetivo Torrevieja, y también es rapsoda. Ninguno somoscaóticos, ni tenemos preferencias por nadie. Lo que tenemos es respeto por todas las personas que se presentana rapsodiar. No hay sospechas como usted deja entrever. A mí me da la impresión de que su esposa y ustedno han sabido digerir el no haber ganado. Y son ustedes tan prepotentes que quieren dejar patente que la culpa fue del jurado,de esta asociación, y de todas las personas que estamos trabajando para este maravilloso proyecto, en el queparticipan de año en año personas de Torrevieja, de la Vega Baja, y de otras ciudades de España. De Torreviejasolo se puede decir que es acogedora, porque así lo son sus gentes, a las que respeto y quiero, pues hace 25 añosque vivo aquí. Por tanto, te pido respeto para todos los torrevejenses y las personas que estamos aquí y tambiénpor todas sus instituciones. Por cierto, las bases de este certamen contemplan que al participar en él seaceptan todos sus artículos, y que el fallo del jurado será inapelable.Blanca Santander, Presidenta de Cartolama.

 

2 comentarios

  1. Señorita Santander. Me llamo Javier Sala y asistí al evento que usted organizó. Lo primero pedirle que por favor aprenda a redactar, porque leer su carta es costosísimo, con continuas palabras unidas y sin mucha coherencia. Creo, humildemente, que no ha entendido la crítica a su certamen. No se dice que los rapsodas fueron mejores o peores como usted comenta, sino que no se ajustaron a las bases, en el punto de memorizar. Si eso no sabe reconocerlo, poco hay que hablar. Si en próximos certámenes no mejora la calidad del jurado y, sobre todo, cuida las formas del concurso, como la presentación (¿recuerda cuándo se le olvidó el apellido del segundo participante?) el concurso no ganará en prestigio. Sin acritud, señora, cuide lo que hace y cómo se hace. Nadie critica que el nivel fuese mejor o peor, solo que se cumplan las bases y haya un jurado cualificado.

  2. Vaya, lo de saberse las cosas de memoria empieza a parecer un trauma infantil.

    Las bases dicen:
    ” los poemas deberán ser recitados de memoria, admitiéndose como apunte un texto sobre el atril”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: