• Web Municipal

  • Web,pinchando aqui

  • + Info Aqui

  • COMPRA/VENDE TU CASA AQUI…

  • Escuchame Aqui

  • Web, pinchando aqui

  • Zumaquero Abogados

  • Castillos Hinchables

  • + Info Aqui

  • Ver Facebook Aqui

  • Optica Mar

  • + info aqui

  • HORARIO BUS

  • + info aqui

  • Busca por categorías

  • febrero 2017
    L M X J V S D
     12345
    6789101112
    13141516171819
    20212223242526
    2728  
  • Páginas

Teatro: “Ligeros de Equipaje”, un repaso a la historia que acabó siendo una mirada en el espejo.


Álbum, pinchando sobe la foto

Álbum, pinchando sobe la foto

Pedro A. Albaladejo

Ayer por la noche, cuando acudí al Centro Cultural Virgen Del Carmen a ver Ligeros de Equipaje, de la compañía Viridiana. No imaginé que iba a descubrir tanto. Los primeros descubrimientos a mencionar son los actores, Pedro Rebollo y Javier García. Los dos actores protagonistas que magistralmente nos adentran en esta historia escrita por Jesús Arbues. La obra saltaba del pasado al presente, haciendo que las historias vividas por el abuelo fueran las que hoy vemos vivir a los inmigrantes que vienen a Europa. El racismo, el temor a perder la identidad propia. La incapacidad de ser solidarios ante aquellos que no conocemos. Por momentos, sentimos que éramos sirios, marroquíes, o sur africanos en busca de una tierra prometida. O al menos, en busca de alguna tierra en la que se nos dejase vivir sin acabar siendo esclavos. Donde no fuéramos perseguidos por nuestra condición sexual, o por nuestra opinión política. Un lugar donde pudiésemos vivir en paz. Con Ligeros de Equipaje te das cuenta que la historia es cíclica, que nadie se libra de ser rechazado por ser de un lugar extranjero, que el hombre se mueve por la tierra, como el aire mueve los granos de arena, que no somos de ninguna parte, porque si nos dejan, somos capaces de sobrevivir en cualquier tierra. Sin entrar en colores políticos, esta obra es un claro reflejo de los conflictos migratorios, y la guerra civil, no es más que otra cualquier guerra. Y como nota final, dar las gracias por la escena final del abuelo, porque todos recordamos al nuestro. Y nos cayó la lágrima, por todas aquellas conversaciones pasadas, por todas aquellas conversaciones perdidas. Es cierto que en ocasiones fue difícil mantener la atención al espectáculo, y es que la nota negativa, la dieron algunos de los asistentes, ya saben, los que olvidan silenciar su móvil (a pesar de haberse recordado por megafonía antes de empezar la función.) el que ronca durante la función, los que acuden a un evento gratis sin saber lo que van a ver y molestan a todos los interesados con un ruidoso abandono a media obra. Todo un subgénero que nos faltó el respeto a los asistentes que estábamos disfrutando de esta gran obra. Frutos del carácter gratuito del evento, y es que cuando algo duele en el bolsillo, cómo mínimo uno exige ver el trabajo completo para asegurarse que no le gusta, pero cuando la entrada es gratis, a veces algunos acuden sin saber a donde van, cómo si la palabra gratis, fuera garantía de ser algo de nuestro interés. Los actores obtuvieron del público una ovación puestos en pie de más de cinco minutos, obligándoles a saludar hasta en tres veces,

Una respuesta

  1. Gracias, comentarios como este.ayudan a seguir en el camino
    Jesus arbues

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: