• Web Municipal

  • Web,pinchando aqui

  • COMPRA/VENDE TU CASA AQUI…

  • Escuchame Aqui

  • Web, pinchando aqui

  • Zumaquero Abogados

  • Castillos Hinchables

  • + Info Aqui

  • Ver Facebook Aqui

  • Optica Mar

  • + info aqui

  • HORARIO BUS

  • + info aqui

  • Busca por categorías

  • Páginas

  • Anuncios

Opinión: 12 de Octubre: Día de la Fiesta Nacional de España ¿o no?


En nuestra ciudad, por ejemplo, mandamos a nuestros políticos de turno a celebrar con ingleses, irlandeses, suecos o noruegos su Fiesta Nacional, mientras la “nuestra” se queda en el olvido

Captura-de-pantalla-2015-10-09-a-las-21.55.58Fernando Guardiola Molina
Director de “Objetivo Torrevieja”

Hoy 12 de octubre, celebramos el Día de la Virgen del Pilar, un día asociado inexorablemente a la Guardia Civil ya que al ser Patrona del Cuerpo, celebran en cada rincón del país su fiesta, una fiesta que han sabido trasmitir a través de los años a cada uno de los ciudadanos desde las ciudades más importantes, hasta el último pueblo, donde están presentes y a los que aprovechamos para felicitar desde aquí. No obstante al llegar esta fecha, surge el interrogante sobre su finalidad y sentido, ya que nadie se preocupa de explicar y fomentar el espíritu que encierra esta celebración, ya que no solo es el Día de la Patrona de la Guardia Civil, sino el Día de la Fiesta Nacional de España. Quiero aclarar que varias cosas ¿Por qué el 12 de octubre es el Día de la Fiesta Nacional? ¿Qué significado tiene esta fecha para España y los españoles? ¿Por qué hay un desfile militar? ¿Es el Día de las Fuerzas Armadas?. Tras perder varias horas intentando ilustrarme al respecto, os dejo este estudio cronológico. En 1978 se estableció el día de las Fuerzas Armadas, coincidente con la festividad de San Fernando, celebrándose cada año con especial énfasis en una Capitanía General. El año 1987 se extendió la celebración simultáneamente a todo el territorio nacional, quedando configurado el día de las Fuerzas Armadas como una jornada de encuentro y comunicación entre los ciudadanos civiles y militares. Al aprobar las Cortes Generales en 1987 una ley que establecía el 12 de octubre “Día de la Fiesta Nacional”, se decretó en 1997 que se trasladasen a este día los actos más significativos que se venían desarrollando anualmente el Día de las Fuerzas Armadas (sin suprimirlo), al considerar que tal medida contribuiría notablemente a realzar la conmemoración de la Fiesta Nacional y a la plena integración de todos los elementos históricos y culturales que conforman la Nación española. Esa es la razón por la que se celebra un desfile militar el 12 de octubre, que nada tiene que ver con el día de las Fuerzas Armadas. Se eligió esta fecha por ser el día del descubrimiento de América, por simbolizar la efemérides histórica en la que España, a punto de concluir un proceso de construcción del Estado a partir de nuestra pluralidad cultural y política, y la integración de los reinos de España en una misma monarquía, inicia un período de proyección lingüística y cultural más allá de los límites europeos. Palabras llenas de buenos propósitos que no tienen su reflejo en el conjunto de las instituciones del Estado y, por lo tanto, tampoco en la sociedad. Ninguna Institución del Estado, al margen de la Corona, cooperan en realzar esta fecha. Nada, ni declaraciones institucionales, conferencias, jornadas de recíproco conocimiento. De España como Nación, nada. ¿Dónde están los políticos, profesores y colegios, universidades, embajadas, autonomías, medios de comunicación, Reales Academias, el Instituto Cervantes o la Marca España?. Solo, como he dicho la Guardia Civil, la cual es sus discurso, suele obviar el Día de la Fiesta Nacional. Resaltando solo a su patrona.
¿Cómo celebramos esta festividad? ¿Fiesta Nacional?. Mucho queda por hacer; todo queda por hacer. España es una nación “discutida y discutible”, que según algunos, centra su fiesta nacional en “el coñazo del desfile”, mientras los presidentes autonómicos se dan de hostias para ver quién hace más sonora su ausencia este día en Madrid. La Fiesta Nacional de España no va con ellos. El Parlamento y el Senado, cerrados. La soberanía nacional desperdigada. Crisis de unidad y sentimientos. Profunda crisis de valores alrededor del día de la Fiesta Nacional de España. Es ridículo que mientras otros países se abrazan a su bandera como símbolo de amor a la patria, aquí consideremos que eso es símbolo de fascismo y que representa a un partido político. Solo valoramos los colores de la misma en cualquier hazaña deportiva y eso no es “patriotismo”, es “patrioterismo”. El valor de España tasado en marca comercial. Una tarea académica, política y de carácter inclusivo. Planteamientos exclusivamente económicos. De España como Nación, nada, mientras la soberbia o la inconsciencia de un grupo de hombres, se atreven, por sí y ante sí, y a través de un “plebiscito” perdido a romper la unidad de España.

Anuncios

Una respuesta

  1. Apreciado D. Fernando, vivimos momentos preocupantes. La nación encierra en sí misma aspectos psicológicos y materiales que son inseparables. Si no se cuidan unos y otros de manera armónica y permanente, la nación enferma, quiebra y el resultado suele ser el caos. Es la historia de las naciones y nosotros lo hemos experimentado por desgracia en propia carne, la última vez en 1936. Tampoco ha llovido tanto.
    En mi opinión, hay cosas discutibles y otras que no lo son. Aun aceptando que las sensibilidades sociales son cambiantes con el progreso en el tiempo, de manera que normas necesarias e incluso adecuadas en determinados momentos, quedan obsoletas o se perciben como indeseables más tarde y han de ser cambiadas, hay otras que son permanentes y no admiten mutaciones ni equivocas interpretaciones.
    España como nación es la más antigua de Europa, es consecuencia del esfuerzo y el sacrificio de muchas generaciones anteriores en su caminar juntos. El resultado de ello es una historia, unas costumbres que hacen cultura y un sentido de propiedad del territorio que no es discutible. Otras cosas sí, la gestión, la organización territorial y las relaciones con terceros, son asuntos que si pueden y deben adaptarse a las mutaciones de la sensibilidad social. Lo primero no es política, lo segundo sí.
    Hoy parece confundirse nación y estado cuando son cosas distintas, de la nación nace el estado que no es otra cosa que la herramienta que la primera se da para su caminar. El estado sirve a la nación y no debe actuar como un tumor que la asesina.
    La nación es herencia en usufructo con ánimo trascendente de cara a las próximas generaciones. Lo terrible es que una generación la dilapide.
    Sí, a mí no me sobra el desfile militar, pero echo de menos, dada nuestra diversidad enriquecedora, la presencia de nuestras comunidades juntas mostrando sus peculiaridades.
    Estoy con usted en esto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.

A %d blogueros les gusta esto: