• Web Municipal

  • Web,pinchando aqui

  • + Info Aqui

  • COMPRA/VENDE TU CASA AQUI…

  • Escuchame Aqui

  • Web, pinchando aqui

  • Zumaquero Abogados

  • Castillos Hinchables

  • + Info Aqui

  • Ver Facebook Aqui

  • Optica Mar

  • + info aqui

  • HORARIO BUS

  • + info aqui

  • Busca por categorías

  • Páginas

Pedaleando contra el cáncer Infantil. Tercera etapa: La Bañeza – Salamanca – 195 km


Álbum, pinchando sobre la foto

Crónica de Mercedes García

A las 6 h de la mañana, desde el Hostal los Hidalgos en la pequeña población de Hospital de Órbigo se ha iniciado la etapa del día. El dueño del hostal ha sido muy servicial pero lo que se ha valorado incluso por encima de la amabilidad, es el desayuno pantagruélico brindado a nuestros madrugadores ciclistas.
La hora de salida se adelanta porque las etapas devoran los días y no queda margen para el descanso y para disfrutar del placer de un paseo relajado por las ciudades y pueblos que nos acogen. Pero aquello de “a quien madruga, Dios le ayuda” debe ser una engañifa, porque a pesar del madrugón, la etapa ha vuelto a comerse el día. Los chicos han ido llegando en reguero a partir de las 20 h. Esfuerzo excesivo? Ninguno quiere rendirse. Ni Nacho que ha llegado con fiebre, ni ninguno de ellos, mojados por la lluvia que ha vuelto hoy para torturarles en el último tramo del camino.
Pero volvamos al principio. La Villa de la Bañeza, que debe su regia condición a la reina María Cristina, saluda el paso de los friklistas que van cumpliendo con su reto pisando las huellas de la Historia, con H mayúscula, de este país.
Los campos de Castilla toman el relevo al paisaje de montañas de las etapas anteriores, campos infinitos de tonos ocres, cruzados por infinitas carreteras asfaltadas. Se suceden los kilómetros con la monotonía de la línea recta que se pierde en el horizonte, hasta entrar en los dominios de Doña Urraca, en la tierra zamorana. Aquí en la confluencia de los ríos Órbigo, Esla y Tera
se despereza la villa de Benavente, que ofrece su hospitalidad para un breve reposo y un café reparador.
De nuevo en marcha, por unos campos que ahora se pintan de amarillo, del color de los girasoles que se inclinan, rindiendo pleitesía a la gesta de los ciclistas. Los girasoles ceden el paso a las viñas, pues esta es tierra de buenos caldos. El verde pasa a ser predominante. Los bosques vuelven a los lados de la carretera que nos deja a la entrada de la ciudad medieval de Zamora.
Según mis pequeños nietos, aquí se encuentra la agencia de transporte de bebés recién nacidos, porque han visto hileras de cigueñas en los tejados de las iglesias esperando para hacer el reparto. Este es el pequeño inciso personal de una abuela.
Zamora es una ciudad austera y laboriosa, como todas las de Castilla, famosa por su Semana Santa y sus sopas de ajo picantes. Pero hoy los ciclistas se han conformado con pizza y pasta, hidratos para seguir pedaleando.
Con las energías recargadas, vuelven a desfilar los kilómetros pero aún quedaban baches por superar. Tres pinchazos y alguna pequeña avería más que los chicos solucionan echando mano de su sentido del humor por no caer en la desesperanza. Las bicis también sufren los estragos del camino.
Ya queda poco para Salamanca y las piernas se aceleran sintiendo el descanso cerca pero la lluvia no había dicho aún su última palabra.
Vuelve más combativa si cabe con el refuerzo del dios Eolo, a quien le ha parecido divertido, darle una buena sacudida a esos temerarios que osan desafiarlo.
“Y con el viento en contra, y con la lengua fuera” como dice la canción que Fran compuso, y apoyándose los unos a los otros, los ciclistas fueron llegando a la monumental ciudad de Salamanca.
No quedan fuerzas ni tiempo para visitar y rendir homenaje a la villa bañada por el Tormes. Qué grandísima pena!
Pero el reto sigue en pie, otro día de pruebas superado. Mañana nos esperan las tierras toledanas.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios .

A %d blogueros les gusta esto: